Adopciones Nacionales e Internacionales

Adoptar a un niño necesitado es una causa noble y maravillosa. Hay muchas razones por las que alguien podría querer adoptar y son raros los casos en los que un niño no se beneficiaría de ser trasladado a un ambiente familiar consistente en lugar de vivir en un orfanato, o de ser enviado a diferentes hogares en virtud de una tutela temporal. La adopción ha beneficiado a miles de niños de todo el mundo en los últimos años, y los padres suelen aumentar su felicidad con la adición a la familia.

¿Qué es la Convención de La Haya? ¿Cómo me afecta?

En 1993, en los Países Bajos, el Convenio de La Haya llegó a un acuerdo internacional sobre la seguridad de las adopciones internacionales. Se firmó y entró en vigor oficialmente en los Estados Unidos en 2008. Incluía ciertas normas en cuanto a cómo se deben llevar a cabo estas adopciones, y establecía una Autoridad Central en el Departamento de Estado. Al reducir las prácticas de adopción inseguras, la convención intentó reducir la trata y el secuestro.

Si usted desea adoptar a un niño de uno de los países incluidos en la Convención, deberá enfrentarse a diversos procedimientos y deberá seguir determinadas pautas que no son necesarias para la adopción de otros países. Para empezar, solo podrá adoptar a través de agencias acreditadas. Además, se someterá a la divulgación completa, ya que la Convención requiere total transparencia en todo el proceso, lo que significa que no hay aranceles ocultos, excepto en raras circunstancias. Después de la adopción, recibirá un Certificado Oficial de Adopción de La Haya, que demostrará que la adopción cumple con todos los requisitos de la Convención. Antes de que le den la custodia, su hijo será evaluado por un oficial consular de los EE. UU. para hacerle saber si es elegible para una visa.

Entender la Adopción Internacional

De acuerdo con la Oficina de Asuntos Consulares de los EE. UU. del Departamento de Estado, miles de personas cada año deciden adoptar; y muchos buscan a los nuevos miembros de sus familias en países distintos al propio. La adopción internacional se ha convertido en una opción popular en los últimos años, que permite a las familias adoptar niños de diferentes países para llevarlos a casa legalmente. Si está interesado en adoptar un niño de un país diferente, primero tendrá que presentar su solicitud al Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS), junto con los formulario y los aranceles correspondientes. Si pretende adoptar de un país de la Convención, usará el Formulario I-800A; de lo contrario, tendrá que completar y presentar el Formulario I-600A. Tendrá que pagar un arancel de presentación ($ 720 USD), y un arancel por huella digital ($ 85 USD).

Los requisitos nacionales para la adopción son:

  • Tener ciudadanía válida de los EE. UU.
  • Tener 25 años de edad o más si no está casado.
  • Cumplir con todos los requisitos de aptitud.
  • Si el adoptante es casado, la adopción deberá llevarla a cabo la pareja en forma conjunta.

La adopción, por desgracia, puede ser un proceso muy extenso, tedioso y también costoso. Hay cuestiones que se derivan de la adopción internacional, así como de la adopción nacional. Las familias que deseen adoptar deben ser conscientes de que hay organizaciones corruptas en todo el mundo que tratarán de aprovecharse de ellos, ya que su principal preocupación no es siempre las mejores condiciones para los niños, sino llenarse sus propios bolsillos.

¿Cómo lo Puede Ayudar un Abogado de Inmigración con su Caso de Adopción?

Si usted o un ser querido pretenden adoptar, debe saber que hay cuestiones que pueden surgir como la ciudadanía o problemas migratorios o de visas, en el caso de tratarse de una adopción internacional, así como muchos otros problemas. Cuando surgen estos problemas, no hay muchas opciones para aquellos a quienes afectan, la mayoría de la gente solo tiene la opción de esperar. En Pozo Goldstein, LLP lo podemos ayudar en este tipo de situación. Tenemos una vasta experiencia en este área del derecho y defenderemos sus derechos y sus intereses.